martes, 26 de enero de 2016

Roberto Rosario: existe un movimiento para borrar los vestigios de Duarte

Entiende que existe una corriente que presenta los ideales patrióticos como desvaríos para competir en este mundo globalizado
Santo Domingo;- El presidente de la Junta Central Electoral (JCE), Roberto Rosario, aseguró este martes que “existe un movimiento para borrar todo vestigio de pensamiento duartiano, y con él, cualquier destello de independencia y soberanía dominicana”.
“Se nos ve como solución de problemas e incapacidades que crearon otros; como excusa para rehuir responsabilidades contraídas en siglos pasados”, dijo Rosario.
Al conmemorarse hoy el 203 aniversario del nacimiento de Juan Pablo Duarte, Rosario habló de la necesidad de rescatar el pensamiento duartiano “hoy más que nunca”.  Para él, la visión del Padre de la Patria garantiza a República Dominicana existir como Estado libre e independiente.
Rosario encabezó esta mañana un acto de izamiento de la Bandera Nacional, en la sede de la Junta Central Electoral, en memoria a Duarte. Allí, el magistrado se quejó de cómo las ideas del Patricio se presentan como inservibles. Su llamado a que es ahora cuando más se necesita revivir los valores de Duarte es para rebatir la “corriente de pensamiento” de que se vive en la era del conocimiento, de que  la globalización ha derribado todas las fronteras, “que todo es un común y compartido” y de que las viejas nostalgias patrióticas imposibilitan competir en este nuevo mundo.
Y lo repitió en dos ocasiones: existe “un sutil interés de relegar cada vez más al Patricio, de presentar sus ideales y pensamientos como añejos, como inservibles y casi como obstáculo para el desarrollo de nuestra nación”.
“Ya no se trata de intervenciones groseras, de ocupaciones, de amenazas o recursos bélicos. Más bien, se busca desmoralizarnos, tergiversar nuestra esencia solidaria y humana, borrar nuestra historia; tratar que olvidemos que hubo un hombre llamado Juan Pablo Duarte y una Sociedad Secreta La Trinitaria, un 27 de Febrero, un 19 de Marzo, una Restauración; en fin, que nos olvidemos que somos dominicanos”, dijo Rosario.
Para él, la identidad es lo que permite a República Dominicana gozar de respeto y ser parte de una constelación de pueblos soberanos y libres.
Rosario se refirió a cómo se ha vendido la idea de que la caída del Muro de Berlín, en esencia, es un símbolo de que no hay nada que separe a ricos y pobres. “Hemos visto cómo se ha levantado nuevos muros para mantener bien controlado a los ciudadanos de los países pobres… De unos 15 muros que teníamos antes de la caída del Muro de Berlín, hoy se conocen más de 50 en todo el mundo con el interés de proteger los ´Estados de bienestar´ de los millones de migrantes y refugiados que huyen desesperadamente de la situación que estos mismos Estados han provocado”.
Rosario señaló que con la globalización esos “Estados de bienestar” terminan consolidando más sus identidades y economías, mientras los llamados “países del tercer mundo”, se hunden en la miseria.