miércoles, 8 de julio de 2015

VÍDEO: Me siente bien aquí

 Me siente bien aquí
Cuando Reyneld François entró desde Haití a la República Dominicana por primera vez tenía 15 años. Lo hizo por el monte, caminando a pie, por Juana Méndez. Sin papeles. Sin “pwoblem”.
Ahora vive en Mao, Valverde, trabajando en una granja de conejos con otros haitianos y dominicanos.
Se siente bien en República

Fotos | Video

Dominicana. Gana dinero y envía lo que puede a su mujer. Tiene muchos amigos dominicanos.
Reyneld y sus compatriotas entienden y están de acuerdo con el Plan Nacional de Regularización de Extranjeros en condición migratoria irregular que lleva a cabo el gobierno dominicano. Por una sencilla razón: ya tienen papeles, porque se inscribieron. Su regularización en nuestro país está en marcha.
Al 17 de junio, 288,486 extranjeros en condición migratoria irregular pudieron inscribirse en el Plan de Regularización, lo que les va a permitir residir legalmente en la República Dominicana.
Decenas de miles de haitianos no lograron inscribirse porque su gobierno, el gobierno haitiano, fue indiferente a su reclamo de entregarles documentos de identidad como actas de nacimiento, cédulas o pasaportes.
El propio embajador haitiano en República Dominicano lo reconoció en unas declaraciones que ofreció al diario haitiano Le Nouvelliste.
Daniel Supplice calificó como un fracaso el Programa del gobierno haitiano de Identificación y Documentación para los Inmigrantes Haitianos en República Dominicana, conocido por las siglas PIDIH.
“PIDHI: el fracaso del Estado haitiano” fue publicado en nuestro país en español por el diario digital 7dias.com. Puede leerlo aquí http://bit.ly/1fm9AJX
Así las cosas, miles de familias haitianas -por la indolencia e irresponsabilidad de su gobierno- han preferido retornar voluntariamente a Haití, muchas con la manifiesta intención de conseguir el pasaporte allá, solicitar visa y regresar a la República Dominicana.
Pero no sólo los extranjeros, sino también los nacidos en República Dominicana de ambos padres en condición migratoria irregular con y sin papeles se han beneficiado de la decisión del gobierno dominicano, por la aplicación de la ley 169-14.
La Junta Central Electoral, luego de una auditoría de sus registros, reconoció la nacionalidad dominicana a 55 mil personas nacidas en República Dominicana de ambos padres en condición migratoria irregular con papeles, lo que permitirá, además, que sus descendientes obtengan los documentos que les acreditan como dominicanos.  
Igualmente, al amparo de la ley 169-14, se inscribieron 8,755 personas nacidas en República Dominicana de ambos padres en condición migratoria irregular pero sin papeles, quienes, en un plazo de dos años, podrán optar por naturalizarse dominicanos.
Esos carnets que están recibiendo los nacionales haitianos en nuestro país que certifican su regularización migratoria, han traído una alegría y una tranquilidad más que visible en todos ellos.
“Yo andaba escondido. Con ese carnet ahora, yo ando el país entero. Yo puedo andar a pie y nadie me va a poner la mano”.
Sabe Reyneld que la República Dominicana hace lo correcto y que no habrá marcha atrás: “los patronos no van a poner a nadie a trabajar sin papeles”