Publicidad

Siganos en nuestras redes

siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube siguenos en facebook sígueme en Instagram siguenos en facebook

Publicidad

Estado del Tiempo

martes, agosto 16, 2022

Ruido municipal contra un discurso presidencial

Mientras se prepara uno para escuchar el discurso que desde Santiago pronunciará hoy el presidente Abinader para evaluar los dos primeros años de su gestión, un fantasma de impunidad, arrabalización y salvajismo institucional provoca un ruido ensordecedor contra la pieza oratoria del mandatario.

Y es que cosa muy seria y alarmante ha sido escuchar al alcalde de Higüey, Rafael Barón Duluc, alias «Cholitín», afirmar en un intimidante diálogo telefónico con un periodista que había criticado su gestión, –y refiriéndose al teniente del Ejército encargado de su seguridad– lo que sigue:

«Alcántara es un muchacho bueno, pero yo no tengo control de él ciento por ciento. ¿O qué tú crees que puede pasar, donde él tiene más de medio cementerio? Pa’ que tú ´te’ claro. (…) Donde en la capital tiene que haber matado como a 15 o a 20 (personas), pa’ que tú sepas con quién estás bregando”.

Eso dijo Cholitín. Así se maneja un funcionario electo en la boleta de diez partidos que poco han dicho al respecto, mientras el Ministerio de Defensa al ser consultado aseguró que el caso se investiga, pero adelantó que la confesión del alcalde se refiere a acciones realizadas por el oficial “en actividades no relacionadas con sus funciones”. Al mismo tiempo, el secretario de la LMD minimizó las palabras del alcalde asegurando que estas fueron pronunciadas “en un momento de debilidad y ya pidió excusas”. ¡No te jode! El asunto no deja de agravarse, pues desnudadas sus amenazas de muerte a un miembro de la prensa, el intolerante inquisidor de periodistas finiquitó el tema expresando con ilimitado descaro, que él nunca pensó “que algo interno entre amigos de Higüey pudiera estar hoy en prensa nacional como que está ocurriendo un problema y como que hay amenazas contra alguien”. 

Así vamos, así marcha la democracia dominicana, así andan y se comportan sus funcionarios y sus instituciones. El único elemento por destacar de este drama de impunidad, arrabalización y salvajismo institucional, ya dije, es que cuando sea asesinado un miembro de la prensa crítico de la gestión y el comportamiento del alcalde higüeyano, –si ocurriese que en un momento de excepcional lucidez la justicia quisiera hacer su trabajo–, ya sabe quiénes deben ser los primeros investigados. En esta selva de I IPhone, Tesla y Netflix vivimos los dominicanos. ¡Qué manera de boicotear un discurso presidencial antes de ser pronunciado!

Por Pablo McKinney;-
@pablomckinney
pablomckinney@gmail.com

Print Friendly, PDF & Email

No hay comentarios:

Publicar un comentario