Publicidad

Siganos en nuestras redes

siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube siguenos en facebook sígueme en Instagram siguenos en facebook

lunes, junio 22, 2020

Danilo es Chacumbele

Los plazos se cumplen y el día 5 de julio comienza una nueva historia para el país: Danilo habrá cumplido su función como Chacumbele. Para eso divi­dió el PLD.
El ventrílocuo quiere cambiar su destino con el uso de los recursos del po­der. Hasta buscó un muñe­co que se le parece, pero no tiene a Leonel para retener el poder.
La fuga de peledeístas hacia las filas de Leonel Fer­nández y la falta de empa­tía de Gonzalo con el elec­torado han desesperado a Danilo.
Danilo ha invertido más de 140 mil millones de pe­sos en Gonzalo; lo pone de noche y día a repartir los recursos públicos; mani­pula para atemorizar con el Coronavirus; contrata encuestadoras que se ven­den al mejor postor; com­pra legisladores para ex­tender su régimen que restringe a la oposición, pero Gonzalo no pega.
Al percatarse que nada de lo que hace influye en el votante, Danilo recurre a la carambola política de bus­car achicar a Leonel para luego disparar todos los ca­ñones hacia Luis. La certeza de que quedará en tercera posición lo desvela.
Las acciones del gobier­no explican ciertos mane­jos para traumatizar las elecciones como el pani­quear al votante con el su­puesto aumento del Co­vid-19; no cumplir la fase 3; dislocar el padrón elec­toral, sobre todo en el ex­tranjero y presionar los medios de comunicación para que sean transmiso­res de sus planes.
Con la puesta en esce­na de Gonzalo -un empre­sario que hace de la polí­tica un negocio-, Danilo se burla de los electores y cualquieriza el ejercicio del poder. El impreparado no debe ser presidente de la República. Gonzalo di­jo que ampliaría lo hecho por Danilo y confesado nos encuentre Odebrecht. Gonzalo se parece a Dani­lo, pero peor porque es un muñeco.
Ante la eminencia de las elecciones Danilo lo úni­co que quiere es forzar a que Leonel sea visto en tercer lu­gar. En lograrlo cifra su pro­pósito de volver a gobernar.
Por Alfredo Freites ;-
Print Friendly, PDF & Email

No hay comentarios:

Publicar un comentario