Publicidad

Siganos en nuestras redes

siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube siguenos en facebook sígueme en Instagram siguenos en facebook

viernes, diciembre 13, 2019

Plumas y voces de alquiler

La corrupción política está conectada con acciones de ética y moral políticas reprochables que han sido muy familiares en el ambiente político dominicano.  Uno de sus fichajes más repulsivo que es la bestia negra que ha hibernado siempre sin técnicas de camuflaje, quizás el más pestilente de todos, en la política criolla es el de los seres duales de las plumas y voces de alquiler.
Conocidos carcamales y algunos jóvenes emergentes del oficio, aliados y militantes de la P del Presupuesto y no de la patria, periodismo ni partido, y a quienes ni siquiera les afectó la máxima balaguerista de que “a la prensa se le pega, se le paga o se le ignora”, vienen actuando como manada en una caverna mediática convertidos en tránsfugas de la razón, desertores de la objetividad para caer en el “ordene y mande”.  Verdaderos profesionales del halago y de la diatriba.  Siempre vendiendo el perfil de “comunicadores independientes” que conforme pasa el tiempo se ve más claro que su objetivo único es que le cuesten votos a Leonel Fernández, quien se ha inoculado contra el veneno que trata de mellar su prestigio y peso electoral.  Ha sido todo un trompeteo de insultos a quien después de pasarse más de dos tercios de su tiempo vital y político de esfuerzo y sacrificio para obtener la recompensa del respeto y admiración del pueblo, que te condena a una trascendencia fuera de tu propio control, y luego, claro, te expone al rasgo más habitual de los jerarcas del partido que es negarte, acosarte, irrespetarte, que suele ser su pericia y su imprudencia, es decir, sus caprichos y sus obsesiones forjadas a golpe de fobia y envidia, no te queda otra opción que marcharte.  Por ello han pretendido borrarlo de la Historia y de sus seguidores, quieren enterrarlo, su deseo es hacer desaparecer su obra política, sus aportes.  Quieren que ni su familia sepa quién es.  Es un proceso de deconstrucción “del leonelismo, de desmontaje mediante un espectáculo mediático diario cohesionado y bien sufragado, que se lleva a cabo en un entorno y climax ascendente para el vilipendio y el vituperio.  Todos contra él se sitúan como francotiradores.  Mientras tanto Fernández se mantiene activo, prudente, sin arrimar odio contra nadie, repitiendo sus ideas modernizadas.  Crece a pesar de tantos agravios, porque sus excompañeros ven a un candidato de su organización que sigue siendo un candidato por estrenar en esta cada día difícil y cruenta batalla electoral que le espera a ese candidato y al PLD.
Por Manuel Fermín ;-
Print Friendly, PDF & Email

No hay comentarios:

Publicar un comentario