jueves, 28 de abril de 2016

Agripino, Subero y la JCE

Agripino Núñez Collado reclamó ayer que dejen trabajar en paz a la Junta Central Electoral para que concluya exitosamente el montaje de las elecciones del 15 de mayo, para lo cual faltan sólo 17 días.
No tenía que citarlos por sus nombres para saber que se refería al intruso embajador Wally Brewster y a los necios de Participación Ciudadana, una entidad que todo el mundo sabe responde a los mismos intereses a través de la Usaid que le financia el grueso de sus actividades.
Agripino sabe muy bien lo que dice porque en los momentos más difíciles de las crisis electorales dominicanas le ha correspondido a él dar la cara y emplearse a fondo para evitar el colapso de la democracia.
“La Junta Central Electoral necesita que la dejen trabajar, está haciendo un esfuerzo ciclópeo con toda la complejidad que implica este nuevo proceso debido a todos los cargos electivos que conlleva”, expresó.
En todas las elecciones, recordó, ha habido observadores y esta vez también los habrá en mayor número... “Por eso no entiendo por qué en esta etapa final del proceso han surgido tantos recelos”.
Núñez Collado argumentó que aunque ahora aparezcan muchos partidos y haya muchos dolientes del proceso, el día de las elecciones habrá un solo ganador... “No se le hace un buen servicio a la democracia si quienes pierden toman la protesta como alternativa”.
... Subero advierte
Jorge Subero Isa, ex presidente de la Suprema Corte de Justicia y previamente también presidente de la JCE, consideró que se trataría de una injerencia inaceptable que el embajador norteamericano presione al presidente del órgano electoral.
“A mi modo de ver, sería un atrevimiento del embajador porque se trata de un asunto interno de nuestro país”, dijo Subero al afirmar que mientras él estuvo en la Junta, primero como suplente del presidente y luego como titular, el organismo no aceptó injerencias de extraños.
Opina que los miembros de la Junta deben manejarse con el mayor rigor para evitar que se trastorne el proceso electoral, y estima que la transparencia es el mejor antídoto a cualquier intento de contaminación. La claridad debe ser el mejor blindaje de las elecciones.
Como se trata de unas elecciones con elevados niveles de complejidad, los miembros de la Junta se han manejado con total “imparcialidad y eficiencia”, por lo que se han ganado la confianza de la sociedad dominicana.
La opinión de Subero se suma a la de otras personalidades públicas que han salido en apoyo de la Junta a propósito de las críticas contra el órgano electoral faltando días para los comicios.
Las fuertes presiones...
Desde un principio el presidente de la JCE, Roberto Rosario, se ha mostrado abierto a aceptar la observación electoral de los órganos multilaterales y en particular de las embajadas y los embajadores acreditados en el país en condición de “invitados especiales”. A Participación Ciudadana aceptó acreditarle tres mil “observadores” que le solicitó, pero es obvio que esa entidad llamada “apartidista” no tiene tres mil miembros para inscribirlos en tal condición.
La Junta lleva una semana solicitándole a la Participación Ciudadana la lista con los nombres y copias de las cédulas de esos “tres mil ciudadanos honorables” que quiere les acrediten como observadores. Hasta ayer miércoles 27 de abril no había entregado esa lista...
¡... Luego dirá que le negaron la acreditación!
Por César Medina ;-