Publicidad

Siganos en nuestras redes

siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube siguenos en facebook sígueme en Instagram siguenos en facebook

viernes, junio 21, 2019

La solución del caso David Ortiz pone en evidencia debilidad en las cárceles

  • Víctor Hugo Gómez conoció en La Victoria a varios de los imputados por el caso de sicariato
  • Autoridades revelaron que Víctor Hugo duró ocho años viendo cómo matar a su pariente
Víctor Hugo Gómez, un reconocido narcotraficante a quien le atribuyen ser el autor intelectual del acto de sicariato en el que resultó gravemente herido el astro del béisbol David Ortiz, esperó durante ocho años una oportunidad para liquidar a su primo Sixto David Fernández, un acto que resultó fallido.
Hugo Gómez comenzó a ver a su pariente como su enemigo desde el año 2011, pues había asumido que su primo lo había delatado cuando cayó preso por un cargamento de cocaína, de acuerdo con lo que han establecido las autoridades.
Cuando Víctor Hugo Gómez fue apresado en 2011, su primo Víctor David Fernández fue a visitarlo a la DNCD, pero no se lo dejaron ver, luego cuando se estaba retirando de la institución fue avistado por Víctor Hugo Gómez y asumió que estaba detenido porque su pariente lo había delatado, establece el relato oficial.
Crimen desde prisión
Aunque Víctor Hugo Gómez está prófugo tanto de las autoridades dominicanas como de las de los Estados Unidos, este hombre estuvo preso en la cárcel de La Victoria. Allí logró una estrecha amistad con uno de los implicados en el hecho en el que hirieron a David Ortiz. Se trata de Alberto Rodríguez Mota, a quien supuestamente le encargó pagar el dinero para que asesinaran a Víctor David Fernández.
Con la nueva versión de las autoridades, se descarta que David Ortiz haya sido el objetivo del acto de sicariato por asuntos relacionados a parejas o viejas rencillas.
Sin embargo, en las investigaciones salió a relucir que otros dos involucrados en el caso, José Eduardo Ciprián y Carlos Álvarez estaban presos en la cárcel del 15 de Azua y desde allí, por teléfono, habrían coordinado el acto criminal, lo que pone en evidencia que ni la Procuraduría General de la República ni las autoridades penitenciarias han podido impedir que los miembros de organizaciones criminales dejen de dirigir acciones delictivas desde adentro de los recintos carcelarios.
Los sometidos
Por el hecho en el que resultó malherido David Ortiz hay diez personas que ya han sido enviadas a prisión con un año de medida de coerción.
Los imputados que ya han sido sometidos son José Eduardo Ciprián Lebrón, Carlos Rafael Álvarez, Lanny Estefanny Pérez Reyes, Rolfi Ferreira Cruz, Joel Rodríguez de la Cruz (Calamardo), Porfirio Ayendi Dechamps Vásquez (Nene), Reynaldo Rodríguez Valenzuela, Oliver Moisés Mirabal, Eddy Vladimir Féliz García (El Nata) y Gabriel Alexander Pérez Vizcaíno (Hueso).
Hoy viernes le conocerán coerción a Franklin Junior Merán, alias “Rubirosa”.
Mientras que se encuentran prófugos Luis Alfredo Clase (El Cirujano) -buscado en Reading, condado de Berks, Pennsylvania, EEUU-; Marcos Díaz, María Fernanda Villasmil Manzanilla y otro solamente identificado como Alexander.
¿Extraditarán a Rolfi?
Rolfi Ferreira Cruz, señalado por las autoridades como el hombre que disparó el arma contra David Ortiz, corre el riesgo de ser extraditado a Estados Unidos. Según un cable informativo de la agencia AP, ayer Rolfi fue acusado de posesión de armas de fuego y drogas en Nueva Jersey.
Rolfi Ferreira fue imputado con cargos federales de posesión de cocaína y heroína, así como de asociación delictuosa para distribuir drogas, anunció la fiscalía de Newark.
El hombre, de 25 años, fue detenido la semana pasada y está entre por lo menos 11 personas que han sido arrestadas hasta ahora bajo sospecha de que participaron en el ataque en el que están desde el supuesto agresor hasta conductores y cómplices. Los cargos presentados ayer en Nueva Jersey no están relacionados con el ataque en que hirieron a David Ortiz.
Los hechos
David Ortiz fue herido de un disparo en la espalda con salida por el abdomen, esa misma bala hirió al comunicador Jhoel López mientras se encontraban compartiendo el domingo 9 de junio en el negocio Dial Bar, lugar de diversión en Santo Domingo Este, en el que se reúnen con frecuencia peloteros, artistas, y personalidades ligadas al mundo de la televisión y del entretenimiento.
Dial Bar fue cerrado por las autoridades.
Defensa del objetivo
En una entrevista telefónica en el programa El Sol de la Mañana, David Fernández, señalado por las autoridades como la persona contra quien iba dirigido el asesinato por encargo, se puso a disposición de las autoridades para ser investigado.
“Yo estoy totalmente a la disposición de las autoridades para que me investiguen, pero yo no tengo ningún tipo de enemigos, yo lo que soy es un comerciante que tengo un taller de desabolladura y pintura”, aseguró el hombre.
Print Friendly, PDF & Email

No hay comentarios:

Publicar un comentario