Siganos en nuestras redes

siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube siguenos en facebook sígueme en Instagram siguenos en facebook

jueves, 23 de noviembre de 2017

Haitianos se engullen el presupuesto nacional y no pagan impuestos

Las sagradas escrituras La Biblia nos hablan que al pueblo de Israel les cayeron la siete plaga en Egipto, propio de la desobediencia y de apártese de sus creencias del Dios verdadero y comenzar a adorar Dioses falsos, pero también por la tozudez del Faraón de turno, al final murieron todo en el mar muerto, hoy la historia comprueba por los hallazgos que fue cierta la historia de este tozudo Faraón y sus secuaces...

En la República Dominicana ocurre igual, a diferencia que esta es una plaga humana que consume el presupuesto nacional si ellos invertir un centavo ni pagan impuestos a las arcas nacionales.
La República de Haití de una manera irresponsable no docta a sus nacionales ni siquiera de un acta de nacimiento ni documentación llámese Cédula de identidad y electoral, ahora es problemática de los gobiernos dominicanos, entregar documentos a los nacionales haitianos con un monto anual de 2,500 millones de pesos que salen de los impuestos de los contribuyentes.

Pero como si esto fuera poco se invierten mensualmente en los enfermos del sida haitianos y haitianas la suma de 70 millones de pesos que también salen de nuestros bolsillos en impuestos como el pueblo de Israel sumergido en la oprobiosa carga y aranceles en su tiempo.
En la educación el pueblo dominicano invierte una millonadas en los nacionales haitianos que no pagan impuestos y en las tandas extendidas disfrutan de todos los privilegios, quedandoses miles de niños dominicanos sin el pan de la enseñanza.

Es increíble como en el sector salud invierte el pueblo dominicano de sus impuestos la friolera suma de $5,500 millones específicamente en el trafico ilegal de parturientas haitianas que combinados con las autoridades del Cefront dejan pasar tours llenos de parturientas haitianas que luego dejan sus crías en la República Dominicana, por lo cual el consejo nacional para la niñez ya no tiene cupo para tantos niños que nacen en el territorio dominicano pues en su gran mayoría lo dejan abandonados, lo que significa una carga al presupuesto nacional.

por como si esto fuera poco desplazaron a los dominicanos en todos los empleos, en el turismo, la industria de la construcción, la agricultura, las ventas ambulatorias, en los trabajos domésticos, invaden solares baldíos, se defecan en todo el territorio nacional y para colmo de los colmillos no pagan impuestos, ni energía eléctrica, ni agua, ni casa, ni absolutamente nada, lo que significa una plaga peor que la de Egipto en el tiempo del Faraón...

El último acto temerario fue la afrenta la semana pasada de irse al altar de la Patria a escenificar un espectáculo desafiante y de muy mal gusto, al son de música del Vudú y acompañados de malos dominicanos, se presentaron a pisotear las tumbas de nuestros padres de la Patria y a desafiar a las autoridades competentes en componendas con el sindico David Collado, Matías Bosch, Marino Zapete Corniel y varios vividores de diferentes Ongs que viven de la desgracia y la pobreza del vecino país mientras ellos cobran en dolares, los dominicanos de pendejos que somos pagamos religiosamente nuestros impuestos para mantener un pueblo mal agradecidos, vividores de sus desgracias y que quieren ser dominicanos a como de lugar aunque tenga que seguir llamado al diablo y sus legiones demoníacas con sus música hechicera dedicada a sus demonios y el padre de la mentira Satanás el diablo...
Por William Reyna ;-