jueves, 4 de agosto de 2016

La reunión del CP

MALA MEMORIA.- Si se le preguntara a un alto dirigente del PLD cómo fue la reunión del Comité Político del pasado martes, diría que bien. Sin embargo, ese bien dependería de donde se sentara, o de su mala memoria, o de su desconocimiento de la situación política en general.  En el encuentro se dejaron temas sobre la mesa, se llovió sobre mojado y no se tuvo dominio del escenario de los ayuntamientos. La ley de partidos y la ley electoral, por ejemplo. El proyecto que presentó la comisión no significa avance, ni parece tomar en cuenta las demandas de sus oponentes, pues aunque se leyeron sus 71 artículos, hay puntos que se suponían superados, sobre los cuales existía consenso interno, que serán discutidos de nuevo.
Se recuerda que entre peledeístas el problema era de primarias, de si se celebraban de maneras simultáneas o separadas. Si cada partido escogía su fecha. Entonces la posición de Danilo Medina era diferente a la de Leonel Fernández, y afinando y afinando, como músicos de una misma orquesta, quedaron en que al mismo tiempo. El martes se volvió a lo mismo, como si el tema no se hubiera tratado antes...
TEARICOS DE LUCES.- Ese momento fue el más interesante, y tal vez el más jugoso, pues los teóricos y los prácticos demostraron haber hecho la tarea y que pueden ser catedráticos en la materia. No solo se discutió sobre la simultaneidad, sino también sobre el padrón a usar. Incluso, este sería un elemento nuevo. Se habló de que la elección fuera con el padrón abierto de la Junta Central Electoral, y no con el registro cerrado de cada organización. El padrón es un problema en el PLD: inquieta e intriga, y no se tiene solución a mano. Pero igual los demás partidos, que en cada ocasión descubren un tollo. Las posiciones, sin embargo, siguen siendo dos. Los que están a favor del padrón abierto y la simultaneidad, y los que no creen que esa modalidad sea ideal. Entre los primeros se menciona a Danilo Medina, y entre los segundos a Leonel Fernández. Aunque todos están conscientes de que en los partidos se pierde gerencia y que las últimas internas fueron un verdadero caos. La propia experiencia del PLD, que se creía o decía muy disciplinado, fue traumática...
¿LOCOS O SANTOS? .-  No obstante lo apasionado del tema, el primer punto de agenda fue la situación municipal, la inminente integración de los bufetes directivos en los ayuntamientos de todo país. Después de generalidades se llamó a Ignacio Ditrén, responsable del área, de manera que mostrara el panorama y las posibilidades de que el PLD y sus aliados pudieran salir airosos del trance. Se nombró una comisión, y dale con las comisiones, para que haga el trabajo. La tarea, sin embargo, podría ser difícil. Muchos aliados quieren jugársela por la libre, y no actuar de manera cónsona y subordinada. ¿Sabrá Monchy Fadul bañar locos que ya no creen en percepción? Por de pronto la gente del Bloque, incluyendo al PRD, fue convocada para el día de hoy. No se sabe si la reunión será de acercamiento, de negociación o de coacción. Que todo es posible y propio en la Viña del Señor. Les dirán más o menos: “Está bien que te quedes con la limosna, pero devuélveme el santo que lo necesito para hacer otros milagros”...
OH, ¿Y ESA CARTA? .- El inicio de la reunión del Comité Político del pasado martes tuvo una nota sorprendente. Se leyó una carta enviada por el PRM, en la que este partido plantea o reclama ser la segunda fuerza política del país, y anuncia la integración de una comisión al parecer interesada en establecer diálogo con el PLD para tratar asuntos diversos, entre los que no se incluye la situación de los ayuntamientos. ¡Bonita cosa! No quiere hablar de la conformación de las salas capitular, pero sí de los órganos del Estado: Junta Central Electoral, Tribunal Superior Electoral, Tribunal Constitucional, Suprema Corte de Justicia, Cámara de Cuentas, y ahora también Liga Municipal Dominicana. Sería interesante conocer el texto, en su conjunto, pues el PRM estaría luchando en dos frentes, y en los dos con el PLD. Uno sería en el Diálogo de Agripino, y otro de manera directa, sin mediación, y dejando al aliado PRSC en la estacada. La decisión del CP fue responder por cortesía, e insistir en la necesidad de mantener estabilidad en los ayuntamientos...
Por Orlando Gil ;-
orlandogil@claro.net.do