lunes, 15 de junio de 2015

Tanda Extendida ahorrará a comunitarios de San Isidro pagos de colegio y niñera

San Isidro, Municipio Bonao;- Los propios residentes en el sector San Isidro del municipio de Bonao dan cuenta de la gran oportunidad que representa para ellos la  llegada de la Tanda Extendida a su localidad, a través del remozamiento y ampliación del Centro Educativo Antonio Rosario Pérez.

Fotos

Esta nueva modalidad les permitirá ahorrar dinero y trabajar fuera del hogar con tranquilidad a padres y madres de la comunidad, cuya principal fuente económica es la producción de arroz.
No pagaremos colegio, ni niñera  
Juana Gómez, quien lleva 30 años residiendo en la localidad, califica como un gran logro la Tanda Extendida porque ya no tendrán que pagar colegio, ni niñera para sus hijos.
Gómez, quien tiene dos nietas que cursarán el cuarto grado, no pudo ocultar su felicidad al declarar que ya no tendrán que trasladarse a la escuela de Bejucal, ubicada  a gran distancia del lugar y a la cual no podían acudir en tiempos de lluvia.
Un impulso a la educación dominicana 
Máximo Cruz, Presidente de la Sociedad de Padres y Amigos de la Escuela, tiene dos niños que serán inscritos en cuarto y octavo grado, considera que con la apertura de la escuela muchos padres podrán trabajar a tiempo completo.  
“Estamos infinitamente agradecidos, primero con Dios y luego con el presidente  Danilo Medina por ese impulso a la educación dominicana¨, manifestó.
Más empleos y menos delincuencia  
Estebanía Abreu, una profesora  sustituta de  primaria, espera que su anhelo de ser nombrada como maestra se haga realidad con la apertura de la nueva escuela.  Considera que con la nueva plataforma educativa disminuirá la delincuencia ya que los niños y  jóvenes tendrán su tiempo ocupado en los estudios, ¨ estoy muy orgullosa y contenta por la iniciativa del presidente¨.
Un ahorro diario de trescientos pesos 
Máximo Cruz, dijo que la jornada escolar de ocho de la mañana a cuatro de la tarde  es algo muy fructífero dentro de los hogares ya que el presupuesto será menos porque solo tendrán que pensar en buscarles la cena a los niños.
Ivelka Mejía de Jesús, otra vecina que tiene un negocio de venta de ropa, califica la Tanda Extendida como una ayuda económica ya que se ahorrará diariamente trescientos pesos.  
Mientras que Juana Gómez, ya no tendrá que gastar cincuenta pesos cada día en combustible para llevar a su nieta a la escuela de Bejucal en una passola.
Durante la construcción muchos se ganaron el moro
Durante el año que duró la construcción de la escuela en san Isidro de Bonao, se reactivó la economía del pequeño poblado con un mayor circulante de dinero, muchos hombres del lugar trabajaron en la obra.
Es el caso de Randy Aguiar Beato, un joven que trabajó como seguridad   y pintor   de la escuela reveló que tuvo una entrada extra de unos 22 mil pesos, al tiempo de asegurar que ¨mucha gente trabajó ahí, se ganan su moro¨. La experiencia de Reyna Isabel Hubiera Peña no es diferente, esta señora que  tiene una pequeña cafetería cerca de la escuela reveló que diariamente vendía tres mil pesos aproximadamente.
Literalmente hizo su agosto durante la construcción de la escuela, los productos más vendidos fueron,  botellitas de agua, bebidas gaseosas, tostadas y jugos. ¨con la ganancia amplié el negocio y compre dos frízer¨