sábado, 14 de febrero de 2015

Haití pide aclarar muerte atroz ocurrida en Santiago

EL GOBIERNO HAITIANO CONDENÓ LA MUERTE DEL IMMIGRANTE JEAN CLAUDE HARRY  
EL GOBIERNO HAITIANO PIDE GARANTÍAS PARA SUS CIUDADANOS 
Santo Domingo;- El canciller de Haití, Duly Brutus, convocó al embajador dominicano en ese país, Rubén Silié, para pedirle explicaciones sobre la muerte esta semana de un ciudadano haitiano en República Dominicana, y para recordarle las obligaciones de los tratados internacionales, y la “urgente necesidad de garantizar el respeto a los derechos y la protección” de sus compatriotas en territorio dominicano.
En un comunicado, el Ministerio haitiano de Relaciones Exteriores condenó la muerte de su compatriota; señaló además que dio instrucciones a la misión diplomática de Haití en República Dominicana para que dé seguimiento a la investigación de las autoridades locales, y se asegure de que el asesinato sea aclarado.
El cuerpo del inmigrante, identificado como Jean Claude Harry, apareció colgado el pasado miércoles en el parque Ercilia Pepín, ubicado frente al Hospital José María Cabral y Báez de la ciudad de Santiago.
La Cancillería haitiana dijo ayer que recibió con consternación la noticia del acto de barbarie cometido contra su compatriota, ocurrido seis días antes del robo “a plena luz del día” en la residencia del embajador de Haití en Santo Domingo, Fritz Cinéas, y “en un contexto caracterizado particularmente por una campaña antihaitiana y abusivas repatriaciones de migrantes haitianos en situación irregular en República Dominicana”.
“Muy alarmado por estos hechos que inquietan al gobierno, el Ministro de Asuntos Exteriores convocó el jueves a la Cancillería, al embajador Rubén Silié Valdez”, agregó el comunicado del gobierno haitiano al que tuvo acceso LISTÍN DIARIO.
El jefe de la Policía Nacional, mayor general Manuel Castro Castillo, dijo que la muerte de Henry tiene las características de un hecho delictivo, que se han identificado a tres personas que pudieran estar relacionadas con el crimen y que las investigaciones siguen su curso.
“Hasta ahora todo apunta a la hipótesis de robo, sin embargo hay que seguir profundizando”, afirmó por su parte el procurador general de la República, Francisco Domínguez Brito, quien ayer aseguró que para el ministerio público es una “gran prioridad” identificar la verdad en el caso.
Domínguez Brito agregó que se reunió en Santiago con los fiscales de homicidio y con los oficiales de inteligencia de la Policía Nacional, para evaluar la investigación realizada, sobre todo las hipótesis que se han planteado hasta el momento. Entre tanto, la fiscalía de Santiago ordenó el arresto de varios dominicanos que participaron esta semana en la manifestación contra la presencia de ilegales haitianos en el país, para ser investigados con relación a la muerte del inmigrante.
José Manuel Rodríguez, integrante del llamado Movimiento Revolucionario Caamañista, reivindicó la acción pero negó su participación y la de sus compañeros en el crimen.
El Grupo de Apoyo a Repatriados y Refugiados (GARR), una organización que defiende los derechos de los inmigrantes haitianos en República Dominicana, dijo este viernes que la muerte “atroz” ocurrida esta semana se añade a la lista de “víctimas de la barbarie” que se produce constamente en República Dominicana.
GARR agregó que las autoridades locales deben hacer frente a su responsabilidad de proteger y garantizar el derecho a la vida de sus ciudadanos y de los residentes extranjeros que viven en su territorio, y llama al gobierno dominicano a tomar medidas drásticas para frenar el “salvajismo” que se dirige particularmente a las comunidades haitianas asentadas en su país.
El canciller haitiano Duly Brutus
convocó a su despacho al
embajador dominicano Rubén
Silié, el pasado jueves.
“En el momento en que los acuerdos de paz son necesarios, la administración del presidente (dominicano) Danilo Medina no puede permitir esos abusos con complacencia y sin explicación para aquellos que continúan luchando por los derechos humanos”, dijo la organización.
Otra organización defensora de los derechos humanos, la Red de Encuentro Dominico-Haitiana Jacques Viau, expresó su preocupación por los acontecimientos registrados en los últimos días, “que muestran un nivel de desesperación en sectores nacionales que impulsan acciones xenofóbicas antiinmigrantes haitianos en diversos puntos del territorio dominicano”.